jueves, 3 de marzo de 2011

ANTITIPO de RALF KÖNIG


Al ser humano hace siglos que le viene haciendo falta redimirse de sus pecados. Eso lo supo ver bien San Pablo, que en un momento dado se puso serio y determinó que el deseo carnal estaba reñido con la vida eterna, que tanto vicio y depravación no podían ser buenos y que ya iba siendo hora de un «nuevo pensamiento profundo». Después de "Prototipo" y "Arquetipo", Ralf König retoma su adaptación de la historia más grande jamás contada, espolvoreándole ahora al Nuevo Testamento el punto justo de irreverencia para conseguir un libro sensato, irónico y desmitificador donde el cristianismo se revela, por sí solo, invulnerable ante la lógica y la razón, pero muy adecuado para el humor.