martes, 2 de marzo de 2010

¿y qué más se dice sobre LA PIEL GRUESA?


«sé que leeré La Piel gruesa porque Raúl Portero me parece un ser interesante, que esconde más cosas de las que explica frívolo, cuando responde a las preguntas de sus incondicionales fans. Tiene encanto y.. ¡Ay! La verdad es que me recuerda a mi profesor de historia, ese del que me enamoré una vez hasta las trancas a pesar de saber que no tenía ninguna oportunidad..»
(Marina Sanmartin, La Fallera Cósmica)

«Aarón es un joven que vive con una parejita: Rubén y su novia. Un beso de buenas noches alimenta las dudas de Aarón sobre la orientación sexual de su compañero de piso. Un padre que se muere, noches de copas, amigos que se enamoran unos de otros. Con esa contención que caracteriza su prosa y su elegante falta de pretensiones, Portero nos acerca a una juventud desilusionada por la crisis económica y avergonzada de la generación precedente, a la que culpa de la situación actual. Pero no sólo es la crisis económica: hay de fondo un profundo desencanto con todo, que Aarón focaliza en la figura de su padre moribundo en un prólogo durísimo.»
(el puto Jack Twist, Dos manzanas)

«se trata de una historia corta (poco más de cien páginas) que explica 48 horas en la vida de Aarón, un personaje que no llega a la treintena y que recuerda sospechosamente al autor del libro. La historia empieza con la muerte de su padre. Esta situación dramática nos permite conocer enseguida algunos rasgos característicos de la forma ser y de pensar del protagonista. Aarón no encuentra un trabajo en condiciones, vive con unos compañeros de piso que casi no conoce y sale por bares y discotecas dónde fuma y bebe sin cesar. Durante el relato se pregunta si un colega presuntamente hetero es en realidad gay y descubre que su mejor amigo está enamorado de él. Todo explicado con un lenguaje directo y claro, utilizando referentes conocidos y próximos. Portero no tiene pelos a la lengua. Su libro nos ofrece una visión de Barcelona y del ambiente bastante pesimista. Es un fragmento de una historia que acaba sin un final claro y que podría protagonizar mucha gente de la que hay a nuestro alrededor. Un libro rápido de leer y recomendable.»
(Josep Maria Sarri, Your Disco Needs You)